Día Internacional contra la Violencia de Género

Montserrat Cano: Cielo abierto. Historias de condena y esperanza.

A lo mejor ésa no era la primera vez, no sé, no estoy seguro. Bueno, pensándolo bien, es posible que hubiera pasado en más ocasiones porque el olor, sí, ese olor que le dije que había en casa, me parece que ya estaba allí antes de aquel día. En realidad, yo no recuerdo una época en la que no estuviese, así que… En fin, lo que le iba a contar es que aquella noche mis abuelos cenaban con nosotros, puede que fuera domingo, y a mí me habían dejado quedarme un rato jugando a la game boy mientras ellos veían Farmacia de Guardia,¿se acuerda?, una serie que a mi madre le gustaba mucho, o al menos eso creo porque a menudo la oía hablar de ella con Rosario, nuestra vecina, cuando veníamos del colegio y se quedaban un rato en el descansillo de la escalera. Bueno, pues los cuatro-papá, mamá y los abuelos- estaban viendo Farmacia de Guardia y yo jugando con la videoconsola cuando mi padre empezó a gritar; no sé por qué, pero tampoco era raro que gritara, eso sí que recuerdo que pasaba muy a menudo.

Ahora que lo pienso algo raro debí yo de notar porque dejé de darle a los mandos y miré a mis padres. Sí, eso es raro. Quiero decir que me parece que yo no hacía mucho caso cuando mi padre se enfadaba con mi madre, era algo normal, pasaba casi todos los días, así que si aquella noche paré de jugar y los miré tuvo que ser porque los gritos no eran los de siempre…O sí, a lo mejor eran iguales pero a mí me parecieron diferentes…No sé, la verdad, no sé, hace tanto tiempo…Pero vamos, lo importante es que miré y vi a mi padre levantarse del sofá, coger a mamá de un brazo, tirar de ella para ponerla en pie y , mientras con una mano la sujetaba, con otra empezó a darle bofetadas. Bofetadas fuertes, sí. No se me ha olvidado cómo sonaban. Eran como golpes en una bolsa, huecos, sordos. Baf, baf. Parecía que mamá estuviese hecha de ese plástico de bolitas transparentes, esas que se explotan con los dedos, sólo que ella no explotaba, al contrario, yo diría que los bofetones se le quedaban dentro y por eso se oían así, baf, baf, como si ella, papá y los golpes estuviesen lejos. Pero no, estaban ahí, a mi lado, y creo que pensé, esto no puede ser, los padres no pegan a las madres, ahora mis abuelos se enfadarán con su hijo, mi padre, le castigarán y él se pondrá a llorar y le pedirá perdón a mamá y nos abrazaremos todos, como en las películas de la tele, ésas en las que al final todos se perdonan y viven felices para siempre…

PINCHA AQUÍ PARA SEGUIR LEYENDO

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo Primer Trimestre

2 Respuestas a “Día Internacional contra la Violencia de Género

  1. Mar Beatriz Garcia 4ºA

    Comentario sobre violencia de género

    El video mostrado en clase y la presentación power point
    me han hecho recordar buscando en mis pensamientos y en mi manera de pensar.
    No simplemente las mujeres deben plantearse el enfrentar a los hombres sino que todos tenemos que colaborar para que se extinga esa manera de pensar tan sumamente machista y dañina para la evolución del ser humano como personas.
    La violencia de genero no es un problema de una familia sino un problema social que debe de eliminarse.
    Ya no es el hecho del maltrato sino de las malas condiciones en las que se encuentra una mujer maltratada por el simple hecho de ser mujer, ya que se la degrada por su condición y por su género.
    Los maltratadotes comienzan por menguar la confianza en ellas mismas y hacerlas pensar que ellos son completamente necesarios para ellas y las hacen sentir humilladas y unidas ellos ya que piensan ellas que sus vidas no valen nada y piensan que simplemente su función es contentar y soportar las vejaciones causadas por sus parejas.
    Comienzan menguando su autoestima y pueden llegar a matarlas:
    Estos hombres son unos delincuentes que necesitan sentir que pueden controlar a los demás y si sienten atraídos al poder y a la dominación de las que consideran son inferiores, las mujeres, y son capaces de absolutamente todo para no perder el control sobre ellas, ya que son totalmente dependientes de ellas por que consideran que los trabajos domésticos son de la mujer y ellos se sienten superiores para hacer esos trabajos necesarios.
    Llegan a entrar en un circulo del que no pueden escapar, la mujer queda atrapada al lado de su agresor soportando las dejaciones y el maltrato, incluso llegando a defender a su agresor y a defenderlo si fuese necesario y llegan a pensar que son maltratadas por que se lo merecen y que deben cuidarlos mejor para no perderlos.

    A menudo ha sido un rol social en el que están inmersas en muchas ocasiones debido a que lo han visto en sus madres, en sus abuelas etc.
    Su labor social ha sido considerada tan inferiormente que creen que su única opción es seguir dependiendo de ellos, incluso si son capaces de dar un paso adelante, al poco tiempo vemos que retroceden tres.
    A menudo influyen muchos valores, falta de autoestima, nivel cultural bajo, influencia familiar, antiguamente se les decía que te casabas y que tenias que respetar y obedecer a tu marido, etc.
    En muchos casos su única salida es aguantarse o que lleguen a un punto en el que estén tan sumamente hartas que digan basta ya y se rebelen contra ellos, cuando la mujer llega a ese punto de desesperación algunas toman la vía más fácil como pueden ser el suicidio o abandono de sus hijos o por fin han tocado fondo y deciden que tienen una vida y que ya es hora de empezar a vivirla plantando cara a su agresor.
    En la mayoría de los casos el agresor no solo se vale de los golpes, sino que la influencia psicológica infundada en el miedo a perder a sus hijos, sus vidas, que no sean capaces de mantener a sus hijos, su familia, es lo que las hace ser victimas y no enfrentarse a la realidad.
    Por eso su única opción es decir “BASTA“ y comenzar desde cero enfrentándole a la vida.
    El día que eso ocurra dejará de ser victima y comenzara ser mujer y madre y comprobara que ha salido doblemente fortalecida de esa situación y que es mucho más fuerte de lo que imaginaba.

  2. Yo creo que está bien esto que hemos hecho en clase ya que nos ha ayudado a pensar en lo que pasa en algunas casas en los que los hombres se creen con el derecho de hacer lo que quieran ya que piensan que son superiores a su mujer o novia en su caso.
    A mí me parece que los hombres y las mujeres son iguales en todo, tenemos que intentar entre todos poner solución a esto ya que hoy es una pero es que mañana y pasado y al otro son más y ya son muchas las mujeres que han muerto en manos de sus parejas este año, el pasado, el anterior…y así sucesivamente.
    Respecto al video que hemos visto en clase y las diapositivas yo creo que lo que ha hecho la mujer que va en el metro ha sido muy bueno, aunque no la hayan hecho caso, cosa que me parce muy mal ya que deberíamos ser conscientes de todo lo que sufren esas mujeres y con un mínimo de ayuda podemos hacer que vuelvan a ser felices,pero lo que ha hecho ha sido un acto de valentía, ya que se ha enfrentado a sus miedos, y a sus temores hacia su pareja y ha decidido abrirse a los demás para contar su problema.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s